ANNO XIII  Maggio 2019.  Direttore Umberto Calabrese

Domenica, 14 Aprile 2019 21:09

Disney sigue apostando por refrescar sus clásicos más emblemáticos

Written by 
Rate this item
(0 votes)

Como “Dumbo”, en película, o “101 Dalmatian Street”, en serie televisiva.

Disney sigue apostando por realizar nuevas versiones de sus títulos más emblemáticos, como “Dumbo”, en película, o “101 Dalmatian Street”, en serie televisiva. Y todos ellos tienen como característica común que son iguales a los originales y a la vez diferentes.

“Son historias que se pueden contar muchas veces”, aseguró a Efe el vicepresidente de contenido de Disney Channel, Orion Ross, que agregó: “Si se pueden hacer de una manera refrescante y contemporánea ¿por qué no?”.

Eso es lo que hicieron con “Cinderella”, “The Jungle Book” o “Beauty and the Beast” y que este año han vuelto a hacer con las aventuras del elefante más conocido de Disney o del centenar de perritos dálmatas.

En el caso de “101 Dalmatian Street”, “tiene conexiones con la original” pero “no es la misma historia contada otra vez”.

“La película original está genial, es casi perfecta, no tienes que rehacerla, puedes coger algunas cosas y hacer algo nuevo”, puntualizó en una entrevista en Londres.

El argumento de esta nueva serie infantil, dirigida a un público de entre 6 y 9 años, gira en torno a una loca familia de 101 miembros que viven en una destartalada casa en el Londres contemporáneo.

Los padres, que han mantenido los dos relaciones anteriores, se juntan con sus respectivos vástagos que, con los protagonistas Dolly y Dylan a la cabeza, se embarcan en alocadas aventuras en cada capítulo.

“La realidad es que las familias están adoptando formas y tamaños muy diversos y queríamos juntar a una familia grande, desordenada y mezclada para que todo tipo de personas se pudieran reconocer en ella”, sostuvo Ross.

La productora ejecutiva de la serie, Cara Speller, contó a Efe que lo que más le ha gustado de hacer “101 Dalmatian Street” ha sido “poner a todo el grupo de animadores juntos”.

“Ha sido un gran reto encontrar a todo el mundo y ponerles a trabajar juntos, que se entendieran y que pensaran de la misma forma. Pero al mismo tiempo es muy satisfactorio cuando ves los resultados”, explicó.

“Somos todos muy infantiles. Las personas que trabajan en animación están en contacto con su niño interior de una manera que los que trabajan en otras industrias no lo están”, opinó.

Más de cien personas, casi 50 en Londres y 65 en Vancouver (Canadá), han trabajado en este proyecto que, por el momento, cuenta con 52 episodios de 10 minutos de duración.

Speller quiso destacar el papel que juega la ciudad de Londres en la ficción, que considera casi como “un personaje más”, en un tributo a la ciudad en la que también se desarrolla la película original.

“Queríamos que aunque toda la serie sea desde una perspectiva canina y no humana, mostrar un Londres reconocible para gente que haya estado en la ciudad o viva en ella”.

Algo que corroboró Ross, que subrayó que querían que se notara que se trata “de una ciudad concreta, no una cualquiera inventada como ocurre en muchas series de animación”.

Ahora son los 101 descendientes de Pongo y Perdita los que viven en la capital británica, concretamente en la calle Dálmatas, en esta secuela de “101 Dalmatian” (1966), la penúltima cinta de la factoría que vio la luz mientras su fundador, Walt Disney, seguía vivo.

El largometraje cosechó un gran éxito en ese momento y su popularidad no ha menguado a lo largo de todos estos años con la serie “101 Dalmatian Street” como buena prueba de ello.

Y aunque es un secuela, no es una continuación. “La madre en la familia perruna es descendiente de Pongo y Perdita pero todo lo demás son personajes nuevos y nuevas historias”, explicó Ross.

EFE

Read 72 times

Utenti Online

Abbiamo 1082 visitatori e nessun utente online