Print this page
Mercoledì, 05 Dicembre 2018 13:31

Mary Poppins vuelve y apunta al Oscar

Written by 
Rate this item
(0 votes)

Mary Poppins vuelve con su valija de tela y el paraguas con el mango de papagayo, mientras un perfume de Oscar ya envuelve el esperado estreno que será en Estados Unidos el 19 de diciembre, a tiempo para Navidad

.
    Los pocos elegidos admitidos en el primer preestreno del film en Los Angeles dieron un veredicto unánime: "Prácticamente perfecto desde todo punto de vista"
    LaMientras tanto ya se habla de la deseada estatuilla de mejor actriz protagonista para Blunt, que vuelve a levantar el ánimo de la familia de Michael Banks, que era un niño en tiempos del primer film: en la ficción pasaron 20 años desde aquellas aventuras, que hicieron de Andrews una estrella.
    Michael está de luto por la imprevista muerta de su esposa y sus tres hijos tienen extrema necesidad de ese "poco de azúcar" que solo la señorita llegada con viento del Este sabe cómo administrar.
    El regreso de Mary Poppins contiene esa mezcla de elementos capaces de proyectar a un film hacia el éxito de taquilla y de crítica: además de Blunt y del creador del rap "Hamilton" Lin Miranda, que para la ocasión despliega un perfecto acento "british", actúan Colin Firth, Ben Whishaw, Emily Mortimer, Julie Walters y Meryl Streep en el papel de Topsy, la prima anciana de Mary, mientras Van Dyke -de 92 años- tuvo una pequeña aparición como un banquero que baila tap.
    Entre Emily, de 35 años, y Meryl, de 69, hay un fuerte "feeling" cinematográfico: actuaron juntas en 2006 en "El diablo viste de Prada" y luego en "Into the Woods". Nació así una amistad hecha de respeto recíproco.
    El realizador Rob Marshall ofrece asimismo valor agregado, por haber ganado el Oscar a la mejor película en 2002 con "Chicago" y haber dirigido musicales como "Nine" y "Into the Woods".
    "El mundo de hoy es un lugar frágil y hace falta un poco de magia. Lo siento personalmente y sé que todo el elenco piensa como yo", dijo el realizador, explicando en el preestreno sus motivos para aceptar la dirección de la película.
    secuela de la película, con Emily Blunt y Lin-Manuel Miranda en los personajes que interpretaron Julie Andrews y Dick Van Dyke en la legendaria primera parte de 1964 aspira también a competir en los Oscar 2019 con otros "blockbusters" como "Black Panther", "A Star is Born" o "A Quiet Place".
    Se trata de una novedad, según The Hollywood Reporter, respecto de años recientes, cuando los jurados de la Academia apuntaron a películas independientes o de nicho.
    Las previsiones de recaudación para "Mary Poppins vuelve" son de más de 65 millones de dólares en la primera semana, y solo en Estados Unidos.
    Mientras tanto ya se habla de la deseada estatuilla de mejor actriz protagonista para Blunt, que vuelve a levantar el ánimo de la familia de Michael Banks, que era un niño en tiempos del primer film: en la ficción pasaron 20 años desde aquellas aventuras, que hicieron de Andrews una estrella.
    Michael está de luto por la imprevista muerta de su esposa y sus tres hijos tienen extrema necesidad de ese "poco de azúcar" que solo la señorita llegada con viento del Este sabe cómo administrar.
    El regreso de Mary Poppins contiene esa mezcla de elementos capaces de proyectar a un film hacia el éxito de taquilla y de crítica: además de Blunt y del creador del rap "Hamilton" Lin Miranda, que para la ocasión despliega un perfecto acento "british", actúan Colin Firth, Ben Whishaw, Emily Mortimer, Julie Walters y Meryl Streep en el papel de Topsy, la prima anciana de Mary, mientras Van Dyke -de 92 años- tuvo una pequeña aparición como un banquero que baila tap.
    Entre Emily, de 35 años, y Meryl, de 69, hay un fuerte "feeling" cinematográfico: actuaron juntas en 2006 en "El diablo viste de Prada" y luego en "Into the Woods". Nació así una amistad hecha de respeto recíproco.
    El realizador Rob Marshall ofrece asimismo valor agregado, por haber ganado el Oscar a la mejor película en 2002 con "Chicago" y haber dirigido musicales como "Nine" y "Into the Woods".
    "El mundo de hoy es un lugar frágil y hace falta un poco de magia. Lo siento personalmente y sé que todo el elenco piensa como yo", dijo el realizador, explicando en el preestreno sus motivos para aceptar la dirección de la película.
    (ANSA).

Read 232 times