ANNO XIV Settembre 2020.  Direttore Umberto Calabrese

Sabato, 13 Giugno 2020 16:15

Juventus finalista de la Copa Italia

Written by 
Rate this item
(0 votes)

Igualó sin goles con Milan en Turín y  aseguró primer pasaje a la definición gracias al convertido en el empate  como visitante en San Siro.

Juventus sacó hoy el primer pasaje a la final de la Copa Italia al igualar sin goles frente al Milan en Turín en un un partido que marcó la vuelta del fútbol en este país que aún se recupera de la pandemia de Covid-19.

Volvió el fútbol, pero faltaron los goles en un duelo en el que la más clara la dilapidó nada menos que el portugués Cristiano Ronaldo al estrellar en el poste su remate desde los 12 pasos a los 16' de juego.
Paradójicamente, el que sí convirtió de penal el astro luso en la agonía del partido de ida disputado en San Siro le dio el pasaje a la definición del jueves próximo en el estadio Olímpico de Roma a la "Vecchia Signora".
No fue la única similitud entre ambos enfrentamientos pues, como aquella vez, hoy Milan también terminó el partido con diez jugadores por la expulsión del croata Ante Rebic (autor del gol en la semifinal de ida) con tarjeta roja directa a los 17'.
En aquel choque había sido el francés Theo Hernández el que se fue a las duchas antes del final por la doble amarilla que le mostró Paolo Valeri, árbitro que luego sancionaría el penal que hoy le dio el pasaje a Juventus.
Fue por una mano de Davide Calabria, que estaba de espaldas, y tras revisar la jugada en el VAR, al que también apeló hoy su colega Daniele Orsato para sancionar la mano de Andrea Conti que mereció, además, tarjeta amarilla.
Las diferencias entre ambas jugadas radicaron en que la falta hoy resultó más clara y en que el ejecutor del penal falló, algo poco habitual en un Cristiano Ronaldo que no lució en todo su esplendor a pesar de algunos "lujos".
El equipo de Maurizio Sarri intentó algo más que su rival, que estaba obligado a ganar o al menos a empatar en un gol para forzar la definición por penales porque no está contemplado que se dispute tiempo suplementario en estas instancias.
Es debido a que la seguidilla de partidos que deberán afrontar los equipos también para completar el campeonato obliga a regular esfuerzos para reducir el riesgo de lesiones, que se prevé se incrementarán debido a la prolongada inactividad.
La falta de ritmo se notó bastante y se tradujo en algunas imprecisiones típicas de los primeros partidos después de una pretemporada que no tuvieron estos jugadores, pues volvieron a entrenarse juntos hace apenas algunos días.
Un detalle que exime tal vez de responsabilidad a Cristiano Ronaldo por el penal malogrado y a otros de quienes algunos esperaban ver algo más como el argentino Paulo Dybala, que tampoco se lució.
En defensa de la "Joya" hay que destacar que fue uno de los tres jugadores de Juventus que contrajo Covid-19 (los otros fueron Daniele Rugani y el francés Blaise Matuidi, hoy también titular) y el último en recuperarse.
En desmedro del "rossonero" de Stefano Pioli jugó la temprana expulsión de Rebic, para algunos apresurada, que dejó a Milan sin una de sus cartas de triunfo ante la ausencia por lesión del sueco Zlatan Ibrahimovic.
Demasiados contratiempos para el visitante que a pesar de todo mantuvo su valla invicta, con lo cual Juventus se fue sin festejar siquiera un gol de su estadio por primera vez en 40 partidos disputados en ese escenario.
Desde la última vez pasaron dos años, cuando enfrentó al Napoli que por entonces entrenaba Sarri, su actual técnico que festejó aquella tarde y hoy volvió a festejar porque la igualdad le dio el pase a la final a Juventus.
Hoy, Sarri ensayó tres cambios simultáneos y agotó los cuatro permitidos (pudieron ser cinco si se hubiese jugado alargue, aunque no estaba contemplado), el último de los cuales permitió el ingreso de Juan Cuadrado por el brasileño Danilo.
El colombiano, que se anunciaba como titular, estuvo apenas los últimos cuatro minutos de tiempo reglamentario y los cinco adicionados por el árbitro en cancha, al final de los cuales el brasileño Alex Sandro estuvo a punto de convertir.
No lo hizo por los reflejos de Gianluigi Donnarumma, que rechazó su remate a quemarropa en la última jugada del partido que también jugaron el brasileño Douglas Costa, uno de los reemplazados, y el uruguayo Rodrigo Bentancur.
El "Pipita" Gonzalo Higuaín ni siquiera ocupó un lugar en el banco de suplentes como sí su compatriota Lucas Biglia en el de un Milan en l que jugó hasta los 81' el brasileño Lucas Paquetá e ingresó a los 88' el uruguayo Diego Laxalt.
Juventus, el equipo más laureado del torneo con 13 coronas, se instaló una vez más en la final y espera por conocer a su próximo rival, que surgirá del duelo que animarán mañana Napoli e Inter en el San Paolo.
Será en la revancha del duelo que ganó por 1-0 el visitante en San Siro, que no parece ser aliado de los clásicos rivales que hacen de locales en el Giuseppe Meazza de Milán, capital de Lombardía, la región más golpeada por la pandemia de Covid-19 de la que Italia hoy se empieza a reponer.
En memoria de las miles de víctimas del virus, los planteles observaron un minuto de silencio respetuoso que se repetirá mañana en el San Paolo también antes de ponerse en marcha el partido.
Además del homenaje, Juventus y Milan se sumaron a la campaña #BlackLivesMatter y "No al racismo", como rezaban las casacas alusivas con las que los jugarores realizaron los ejercicios precompetitivos.
El fútbol italiano está de regreso. Ahora sólo falta que vuelvan los goles. Quizás mañana en el Sao Paolo se escuche alguno que espera por salir desde hace más de dos meses, cuando todo se detuvo por culpa de la pandemia. (ANSA).

Read 104 times

PIAZZA ITALIA Dicembre 2016 PDF

Utenti Online

Abbiamo 1038 visitatori e nessun utente online