ANNO XVIII Aprile 2024.  Direttore Umberto Calabrese

Venerdì, 05 Gennaio 2024 21:42

Descubren Sicilia una fortificación de hace tres mil años

Written by 
Rate this item
(0 votes)
Ruinas de casas prehistóricas junto a la muralla que rodea el pueblo de la Edad de Bronce (1400-1200 ac). Ruinas de casas prehistóricas junto a la muralla que rodea el pueblo de la Edad de Bronce (1400-1200 ac).

En la isla de Ustica. Hallazgo con técnicas no invasivas.

Una fortificación que data de hace más de 3.000 años, en plena Edad del Bronce, fue descubierta en la isla de Ustica, en el Villaggio dei Faraglioni(Pueblo de los Farallones), una zona arqueológica estudiada durante décadas.

El lugar alberga el testimonio de la existencia de una comunidad evolucionada, cuya vida fue bruscamente interrumpida hacia el 1200 a.C.

 

por un acontecimiento repentino cuyo origen aún es un misterio.

Publicado en la Revista de Geofísica Aplicada, el descubrimiento es italiano, con la coordinación del Instituto Nacional de Geofísica y Vulcanología (Ingv), y se realizó mediante técnicas no invasivas.

    Colaboraron con el estudio el parque arqueológico de Himera, Solunto e Iato de la región de Sicilia, la Universidad Suor Orsola Benincasa de Nápoles, la Asociación del Pueblo Literario de Ustica, el Museo Laboratorio de Ciencias de la Tierra de Ustica, la Universidad de Siena, el Departamento de Matemáticas y Geociencias de la Universidad de Trieste y el Ministerio de Cultura.

Al igual que las murallas principales del Villaggio dei Faraglioni, la fortificación refuerza la hipótesis de un sistema defensivo complejo y sofisticado y arroja nueva luz sobre las técnicas de construcción de estructuras defensivas en la prehistoria mediterránea.

"El Pueblo de los Farallones prosperó entre el 1400 y el 1200 aC, en una franja de costa que se adentra en el mar en la parte norte de la isla", observa Domenico Targia, director del Parque Arqueológico de Himera, Solunto e Iato.

"Considerado por los arqueólogos como uno de los asentamientos mediterráneos mejor conservados de su tiempo, se caracterizaba por un plan urbano ordenado con decenas de cabañas construidas al borde de calles estrechas y por una imponente muralla de 250 metros de largo y entre 4 y 5 metros de altura, que lo rodeaba para defenderl de ataques e incursiones", agrega.

La campaña de investigación involucró a geólogos, geofísicos, arquitectos y arqueólogos y partió de la necesidad de estudiar con técnicas no invasivas algunas estructuras semienterradas que emergen en ocasiones en el terreno fuera de la muralla defensiva.

"Llevamos a Ustica instrumentos científicos utilizados por los investigadores del Ingv para realizar prospecciones geofísicas, como el radar de penetración terrestre y la tomografía eléctrica", afirma Vincenzo Sapia, del Instituto.

"Gracias a estas herramientas, añade, fue posible localizar con precisión y de forma totalmente no invasiva los cimientos profundos de la estructura antemural a lo largo del muro, que cumplía las funciones de primera barrera defensiva".

Para Franco Foresta Martín, director del Laboratorio del Museo de Ciencias de la Tierra de Ustica y asociado al Ingv, el descubrimiento "abre una nueva ventana a la comprensión de este antiguo pueblo, y sugiere una complejidad defensiva que supera las expectativas". (ANSA).

Read 372 times

PIAZZA ITALIA Dicembre 2016 PDF

Utenti Online

Abbiamo 947 visitatori e nessun utente online